CONTRATO

Las posibilidades de ocio y educación que nos ofrecen los teléfonos móviles son ilimitadas y debemos aprovecharlas, pero siempre empleándolas de forma responsable y enseñando a nuestros hijos a usarlas con moderación.
Hay estudios que revelan que el uso intensivo de los dispositivos electrónicos está provocando que se activen nuevas zonas en el cerebro en detrimento de otras relacionadas con la memoria o la capacidad de organización. De modo que los expertos recomiendan usarlas con cabeza, especialmente en el caso de niños y adolescentes, en los que un mal uso puede derivar en adicciones o en problemas como el ciberacoso.
Por ello, desde la Fundación AEPA llevamos a cabo actuaciones con los padres encaminadas a favorecer un uso adecuado y prevenir el desarrollo de una adicción.
Una muestra de ello, consiste en establecer un tipo de "contrato" entre los padres y sus hijos en el que pactar su uso y responsabilidades.


Puedes descargar este modelo AQUÍ.

MÁS INFORMACIÓN en los teléfonos: 963990347 / 692791869